Lluvia.

9:47

 Caminar por las calles bajo la lluvia no es bueno. Nunca lo ha sido. Es melancólico. Aunque nos guste, nos deprime. Es una relación amor-odio demasiado bien definida. Las gotas nos recuerdan a las lágrimas. Al menos, a mí sí. Y son los días de lluvia en los que apetece acurrucarse en la cama bajo las mantas, a beber un café caliente para descongelar las tripas y, de paso, despertar el corazón. Son los días en los que todo falla, en los que no hay una palabra para arreglarlo, ni un gesto. Y eso desespera, y no sabes que hacer. Y mueres. O te matan. Con dolor.
 Porque la lluvia duele. La lluvia trae recuerdos de ciertas personas que ya deberían de haber sido olvidadas, pero que todavía no lo has conseguido. <<Dee>>. Era demasiado bonito como para ser verdad. Dicen que las cosas se estropean en cuanto les pones nombre; pero basándome en mi experiencia, el nombre ya estaba puesto desde hace tiempo y todo se torció mucho después. Aunque no le hubiésemos puesto nombre, tarde o temprano se habría acabado.
 Porque la lluvia duele. Es como un estribillo que se repite en tu cabeza. Ploc, plic, ploc-ploc, plic-plic. Gotas que caen sobre ventanas, sobre tejados. Manifestaciones de el constante estado de ánimo de algunos, y que no porque se muestre y lo compartamos nos hace sentir mejor. En el aire flotan los momentos de tu vida en los que por un instante fuiste feliz, lo días de Sol que se han visto nublados por alguna nube traicionera cargada de malas intenciones. Porque aunque cantes, bailes o abraces a alguien bajo la lluvia la sensación de que falta algo no se va hasta que todo en tu cabeza se despeja y puedes empezar a volver a pensar con claridad. Necesitas salir de este invierno continuo, despertar un poco el verano que parece que nunca va a llegar. Todos queremos que llegue, aunque traiga consecuencias.
 Porque la lluvia duele. Las calles mojadas duelen. Todo duele y la nada no ayuda. No hay ningún estado durante un día húmedo en el que no parezcas cansado, demacrado, gris o, por lo menos, desanimado. Como el cielo. Sólo la música sirve de bálsamo para la herida que este tiempo deja en ti. Cierras los ojos, balanceas la cabeza o la apoyas contra el cristal del autobús. On. Music. The Pretty Reckless. You. Play.
 Y, como siempre, te vas con la música a otra parte.

You Might Also Like

2 comentarios

  1. Porque (quieras o no) la lluvia (siempre) duele.
    Y sí, la música es la única capaz de salvarnos de este dolor (temporalmente).
    ¿Porque la gente viene (o se va) durante la lluvia? No lo entiendo... Aun que sea en verano. Cando debe haber una despedida la lluvia siempre aparece (o quizás son esas lágrimas, quién sabe...) Pero la mayoría de cosas malas, suelen pasar en la lluvia. Que sí, que también existen los famosos besos bajo la lluvia. Pero, seguro que, la ruptura de esa pareja, también fue bajo la lluvia.
    Lluvia me suena a melancolía, lluvia me suena a nostalgia. Lluvia es diciembre.

    Bueno, ya acabo con mi parte filosófica (sorry, me encanta este tema y me siento inspirada) Miss Christie Nothing, hacía muuuucho tiempo que no me paraba a leer tus letras (y eso es mal). Jope, es que no sé qué decirte porque escribes muy bien. Así que me gustaría ver tus letras más amenudo:3

    (besos con una sonrisa muy muy grande)

    ResponderEliminar
  2. No creas que me he olvidado de esto.
    Ay, si yo pudiese volver a escribir en mi blog... Pero solamente escribo para una persona, y esa persona doesn't care about anything, right? Así que no es que lo haya dejado, pero está en pausa, hasta que mis pensamientos dejen de ser tan monótonos, como esos días grises de lluvias a los que les escribes tú. De hecho, lo he leído como si me lo hubieses escrito a mí, si me permites.
    You siempre ha sido mi canción favorita de The Pretty Reckless, es como un *bum*, no sé. No puedo resaltar ninguna parte de esta entrada porque todo me ha encantado, ya sabes que me quedo embobada con todo lo que escribes (y si no lo sabías, ahora ya sí). Es preciosa, punto. Bueno no, miento, "Aunque no le hubiésemos puesto nombre, tarde o temprano se habría acabado.". Eso, otro *bum*. Basándome en la mierda de año y medio que ha sido esta "batalla" para mí, creo que he decidido dejar de luchar, o por lo menos, intentarlo más a fondo. Piénsalo, ¿qué he conseguido en todo este tiempo? Nada, tan sólo empeorar las cosas. Sé perfectamente que ya estáis hartas de escuchar lo mismo, así que también lo hago por vosotras.
    Deseando tener noticias tuyas Chris,
    Elena AB.

    ResponderEliminar